miércoles, 26 de junio de 2013

Las Tibias Cruzadas, Patrick Carman

-Autor: Patrick Carman

-Título originalThe Crossbones

-Editorial: Bruño

-Páginas: 232

-ISBN 978-84-216-8659-1
Al principio parecía que las Tibias Cruzadas era una sociedad secreta limitada a Skeleton Creek, pero las nuevas pistas que Ryan ha encontrado indican que esta organización se extiende por todo el país, y que el fantasma de Joe Bush ha regresado. Por tanto, Ryan y Sarah vuelven a investigar, él desde su casa y ella sobre el terreno, en un viaje que la lleva a visitar algunos de los lugares más famosos de Estados Unidos por su actividad paranormal. Ryan sigue escribiendo en su diario y Sarah, grabando unos vídeos que, como siempre, le manda a su amigo a través de Internet. Así, juntos aunque a distancia, descubrirán un perturbador secreto que obligará a Ryan a hacer lo que más teme: salir de Skeleton Creek, implicarse directamente y enfrentarse a sus más profundos miedos. Hay secretos enterrados en Skeleton Creek.
Skeleton Creek parece quedarse más vacío que de costumbre tras la marcha de Sarah a Boston. La única amiga de Ryan en el pueblo se ha ido, y con ella la única distracción posible. Ahora que se ha resuelto el misterio de la draga, no queda mucho con lo que entretenerse en el incipiente verano, aparte de atender la tienda de pesca de su padre. Pero todavía queda un cabo suelto y tiene que ver con un acertijo encontrado en un sobre y que pondrá en camino a Sarah a través de los Estados Unidos en busca del último tesoro de las Tibias Cruzadas.

      Opinión Personal      

Esta saga nunca dejará de sorprenderme. Pese a tener un ligero aire infantil, disfruto cada vez más con cada una de los misterios del pueblo de Skeleton Creek. Tanto el primer como el segundo libro me engancharon muchísimo y después de haber descubierto lo que se escondía en la draga pensaba que la saga iba a flojear un poco, pero me he llevado una sorpresa enorme al darme cuenta de que a Patrick Carman todavía le quedan muchos cabos sueltos que unir e historias por contar.

Esta tercera parte atrapa incluso más que las anteriores porque mantiene al lector en constante tensión al ponernos en la misma posición que Ryan, atrapado en Skeleton Creek sin poder ayudar a Sarah mientras ella se recorre todo el país en busca de los acertijos que les ayudarán a resolver otro de los secretos de las Tibias Cruzadas. El viaje de Sarah ha sido, sin duda, la parte que más me ha gustado del libro. Vale que hay algunas incongruencias que no cuadran (que la chica se recorra en una semana el país conduciendo una media de diez horas diarias sin casi hacer paradas y sin apenas dormir no es del todo creíble), pero como todo, es un libro y dentro de lo que cabe es totalmente aceptable. Es más, el hecho de que los lugares que visita existan de verdad, así como las leyendas urbanas entorno a ellas, lo hace más creíble. Y es que siempre he tenido la sensación de que la saga se apoyaba en elementos fantásticos, pero a medida que lo leo me doy cuenta de que estos son más bien pocos y que al final todo tiene una explicación lógica.

El ritmo es ágil y cuesta mucho soltar el libro y no leer una entrada más del diario de Ryan. Como vas descubriendo el misterio al mismo ritmo que el protagonista, todas las suposiciones que hagas son en vano. Incluso al final, cuando parece que todo está resuelto, aparece un bombazo más. No me lo esperaba para nada y me ha dejado la sensación de que en ese pueblo están todos majaras, ninguno se salva. No hay prácticamente nuevos personajes, solo Fitz, que trabaja con Ryan en la tienda y que dará pie a una subtrama un tanto boba por cuestiones de pesca; y el padre de Fitz, que se nombra de pasada. En cuanto a los demás, debo decir que sigo desconfiando mucho del padre de Ryan. Da la sensación de que está pendiente de todo, y es tan severo que nunca sabes por dónde va a salir. Espero que en el último libro se aclare el comportamiento de este hombre.


Lo he nombrado en las anteriores reseñas y lo vuelvo a decir: me encanta la mezcla entre vídeo y diario, el hecho de que tengas que ver en internet lo que graba Sarah suma un plus a la novela. Ya no solo hay grabaciones, ahora también hay pequeños documentales montados por la propia Sarah que sirven tanto para explicar la historia de los lugares que visita, así como para completar su proyecto para la Escuela de Cine de California. Esta vez hay más vídeos, y por lo tanto también más sustos; el fantasma de Joe Bush sigue más vivo que nunca...

Las Tibias Cruzadas no ha perdido el encanto de los números anteriores, todo lo contrario. Se nota que Patrick Carman se ha currado una saga que dosifica el secreto de Skeleton Creek a la perfección, sin hacer que las novelas flojeen en ningún momento. Estoy segura de que El Cuervo, la última parte, me va ha encantar porque el final de Las Tibias Cruzadas anuncia un último golpe de misterios por resolver que no me pienso perder.

Veredicto:

Las Tibias Cruzadas es hasta el momento el mejor número de la saga. El viaje de Sarah y los descubrimientos que hace junto a Ryan crean una trama trepidante y adictiva.

Nota:
Saga 'Skeleton Creek':
1. Skeleton Creek
2. El fantasma de la draga
3. Las Tibias Cruzadas
4. El Cuervo

Páginas:
Web oficial del autor

4 idea(s) :

Cassia∞ dijo...

Me alegra que te gustara, aunque a mi no me atrae. :)
Besos, Cassia.

Nina dijo...

oH ! se ve bastante bien :) la buscare por aqui

Claudiettha J.V. dijo...

Buena reseña, la verdad es que me lo apunto^^
Un beso

Victoria dijo...

A esta saga desde siempre le he tenido ganas porque me parece bastante original pero aun no me he decidido a empezarla jejej
¡Un beso!